La Ciudad de Buenos Aires tiene nueva “Flor Simbólica”

El proyecto fue votado y aprobado en la Legislatura porteña. Se trata de la Orquídea del Talar o Ribereña. De manera silvestre, todavía crece en algunos barrios pero donde más se encuentra es en Villa Lugano. Además, los funcionarios seleccionaron una mariposa para que represente a las comunas. La misma es la “Mariposa Bandera Argentina”. Ambas serán protegidas por el Estado, que deberá asegurarse de su bienestar como especie. La Ciudad de Buenos Aires tiene nueva “Flor Simbólica”.

 

“Entendemos que designar una flor silvestre y una mariposa cómo símbolos de la Ciudad permite no solo anclar nuestra cultura urbana al patrimonio natural originario, sino desencadenar otras acciones de bajo costo y alto impacto para incrementar la conciencia ambiental de los ciudadanos”, comienza la carta de los funcionarios porteños, que tiene como objetivo explicar el por qué de la decisión.

Lo cierto es que en la última sesión aprobaron con 42 votos la designación de una “Flor Simbólica”. A partir de la misma, la Orquídea del Talar o Ribereña pasó a ser la flor que representa a la Ciudad de Buenos Aires. “Dada su rareza, estado de situación crítico en la Ciudad, y valor estético y ambiental (como especie “paraguas”) consideramos que amerita su reconocimiento”, señalaron los Legisladores, recordando que sólo crece en estado silvestre en el barrio de Villa Lugano (Comuna 8).

Quien estuvo detrás del proyecto fue Adrián Camps (Partido Socialista Auténtico). Según explicó, la idea del proyecto es comenzar a preservar la flora autóctona de la Ciudad. Con iniciativas como la aprobada, más allá del título, lo que se logra es proteger a estas especies y obliga a darles zonas de crecimiento en todos los espacios verdes mayores a tres hectáreas.

Quien también se vio beneficiada fue la mariposa “Panambí Morotí” o “Mariposa Bandera Argentina” (Morpho Epistrophus), que fue elegida como “Mariposa Representativa”. Esta especie es la más grande que habita en la Ciudad. Llega a alcanzar los diez centímetros de largo y es diurna. En Buenos Aires se la puede observar en la Reserva Ecológica de la Comuna 1. También está amenazada ya que su habitat natural se vio reducido a partir del crecimiento de los barrios. Al igual que la flor gozará de protección y un equipo especial que trabajará para evitar una posible extinción.

“El objetivo principal es anclar nuestra cultura urbana al patrimonio natural originario e incrementar la conciencia ambiental de los ciudadanos. La flora y fauna autóctona de la Ciudad está en grave peligro y tenemos que tomar medidas para evitar que desaparezcan”, explicó Camps tras la votación.

De esta manera, tanto la Orquídea del Talar como la Mariposa Bandera Argentina serán protegidas por el Estado. Los funcionarios esperan que esto genere conciencia en los vecinos, que en su mayoría no saben sobre estas especies. “Hay un gran desconocimiento sobre el tema. Las personas tienen muchas cosas porque preocuparse y a veces dejan de lado estos temas. Sin embargo, creemos que son importantes porque también representan nuestra Ciudad y hay que valorarlos”, finalizaron desde el espacio que llevó adelante el proyecto.